Guadalajara, Jalisco

Sábado, 1 de Octubre de 2016

Actualizado: Hoy 13:32 hrs

22°

Síguenos:

Hebras para sacar versos

  • De jóvenes poetas

Además de ser psicóloga de formación, Judith Satán es costurera y poeta textil, nunca ha estudiado letras, pero es una de las creadoras de su generación más reconocidas

GUADALAJARA, JALISCO (19/MAR/2013).- Su nombre es Mayra Judith Rodríguez Rico, pero todos la conocen como Judith Satán. El mote surgió en uno de sus performances de poesía en voz alta titulado Los Versos Mortales, y aunque al principio fue un juego entre amigos, muchos la empezaron a llamar así.

Siendo hija de costurera, Judith creció rodeada de telas y máquinas de coser. Desde muy joven aprendió el oficio y pronto comenzó a trabajar en la maquila de ropa para diferentes marcas, hasta que un día se cansó y decidió emprender su propio proyecto.

Judith (Guadalajara, 1982) sabía que quería seguir explorando la creación textil pero alejada del mundo de la moda, al que consideraba un tanto superficial.  Fue entonces que comenzó a acercarse a la poesía.

Hilos y letras

“Mi encuentro con la poesía empezó con mi proyecto textil, en 2008. Le quería poner poemas a la ropa y a las bolsas que hacía, así que dije: ‘pues me voy a poner a escribir’. Empecé a ir a talleres con Neri Tello, invitada por dos amigos muy queridos que conocí en la facultad de psicología. Ahí empecé a conocer cada vez más escritores y les pedía sus textos para publicarlos en la ropa.

Texturas

“En este proceso he ido descubriendo la relación entre la creación literaria y la creación textil. El tema de las texturas se puede trasladar a la tela, a la voz, a la escritura. Muchas veces utilizo metáforas del trabajo de la costurera, de la mujer, de la construcción de la mujer y del cuerpo. De ahí tomo imágenes, palabras, contextos y trato de hacer poemas con eso.

Suturas y des---costuras

“Mi libro se llama Suturas y Des---costuras (noviembre, 2012), y fue una co-edición entre La Rueda Cartonera, de Sergio Fong, y ediciones El Viaje, de Marco Antonio Gabriel. Las portadas están hechas en máquina de coser y todas son diferentes. Hicimos en total 100 libros; tienen algunas páginas de tela y están cosidos a mano por dentro.

Vivir de la poesía

“Con esto de la ropa y las bolsas, los poemas se han vuelto rentables, lo que muchas veces no sucede con un libro. Tengo una amiga que las vende en el D.F., yo las vendo aquí con amigos, o en el Malasangre, cuando hago presentaciones en voz alta. Utilizo mis poemas pero también los de otros autores como Ángel Ortuño, Neri Tello, Raúl Bañuelos, Nalleli Sánchez, Sergio Núñez, Miguel Así Sin Apellidos, y otros más de Tijuana.

De becas y “extituciones”

“Hasta ahora he creído más en el ambiente “extitucional” que en el institucional, y en el trabajo de auto-gestión. Yo sé que es difícil solamente escribir, pero siento que si tengo la oportunidad de sustentarme a través de las otras actividades que realizo, tengo que aprovecharlo. No me gusta la idea de darle cuentas al sistema  sobre un proyecto de escritura. Siempre he tratado de mantenerme al margen tanto de créditos bancarios, como de compras en grandes tiendas y también de las becas e instituciones.

La construcción del conocimiento

“Nunca he estudiado formalmente letras, ni he estado en un diplomado; siempre he aprendido en talleres con los amigos. Pienso que así se da la construcción del conocimiento: a partir del contacto con otros que también escriben y que leen, y que te recomiendan libros o que te los prestan. Te dan a leer sus textos y vas aprendiendo a dar tu opinión acerca de lo que lees.

Hacer sonar el poema


“Me gusta mucho la voz y que la poesía llegue a otros a partir del oído. Desde que estaba en la secundaria participé mucho en concursos de oratoria y me empecé a clavar con la sonoridad y la lectura en voz alta. Ahora que empecé con la poesía también quise reunirlo con el teatro y el performance, porque se me da. Creo que la poesía puede tener un montón de soportes, y mis soportes son las telas, la voz y el cuerpo, que tiene que ver con el performance y el teatro al mismo tiempo.

Extender el alcance de la poesía

“A mí siempre me ha gustado mucho la onda de la calle. Estuve trabajando con los de Moviletras en el Tren Ligero, llevando la poesía a los vagones. Porque siempre he pensado que esto tiene que salir más allá del ámbito de los que escriben. Luego hacen sus presentaciones de libros pero van puras personas que escriben, mientras que la mayoría de la gente sólo escribe para hacer la lista del mandado. A mí me gusta la idea de llegar a ellos, porque aparte tienen una sensibilidad más natural, no tan estudiada, más abierta.

La primera presentación de mi libro fue en la calle, en la Feria del Libro municipal, y estuvo muy bien porque se acercó  un montón de gente, gente de a pie.

Más lenta para leer novelas

“Me gusta leer de todo, pero de un tiempo para acá leo más poesía, porque no aprendes más que leyendo. Para las novelas soy un poco más lenta, y también me gusta mucho leer artículos científicos de sociología, antropología, psicología y psicoanálisis. Estuve leyendo mucho de género, por ejemplo, y luego escribí poemas sobre la manera en que se construyen las mujeres y en específico yo.

Escribir poesía ¿para qué?

“Escribo primero como una necesidad psíquica y también por trabajar en ello. Sí me veo siguiendo una línea de trabajo constante para seguir publicando y tratando de crear proyectos que sigan vinculando las telas, el performance, el psicoanálisis, la psicología social.

Poema

I


Coso bastillas
cuellos perfectos
entretelas endurecidas
en el enmohecido olor de tu cuello.
Hija: cosíamos a caricias tu cerebro
suturas de entereza
articulaciones conectándose
inversa sinapsis
sinapsis inversa
sin ap in ver
asrev sispanis
sinapsis versa sin ver
sin a
versa sin ti
versa in
Yo siempre cosiendo
tú siempre jugando
a ser el hilo que sostiene entre sus dedos la existencia:
al mundo
mi mundo he visto desmoronarse/deconstruirse
he tejido los hilos con que tú jugabas texturienta
soñando a ser
tu erasereserasereseraseres la caricia la textura de los versos.
Yo siempre cosiendo el deseo de los otros
y descosiendo en cada puntada el vestido de las letras
El c(d)olor de las propias manos
el tejido:
la sinapsis de la propia tela.



CRÉDITOS:

EL INFORMADOR / HJ
Mar-19 00:23 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

La última escultura de Teodoro González

  • Arte. Plástica y arquitectura del creador mexicano

Presentan 'Cubo Transitable' del arquitecto mexicano recién fallecido en el Museo Tamayo

GUADALAJARA, JALISCO (01/OCT/2016).- El Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) y la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México presentaron la escultura efímera “Cubo transitable de seis metros. Formado por seis triángulos egipcios conectados por 12 tubos”, del arquitecto Teodoro González de León (1926-2016), en el Museo Tamayo Arte Contemporáneo.

La monumental pieza fue diseñada por el creador mexicano, con motivo de las celebraciones por sus 90 años, que se cumplieron en mayo pasado, en ocasión con la que se organizó un Homenaje Nacional, para reconocer la vida, obra y aportaciones artísticas de uno de los arquitectos más notables y prolíficos en México de mediados del siglo XX y hasta hoy.

La directora del INBA, María Cristina García Cepeda, mencionó que se trata de una escultura en la que el público podrá transitar y experimentar las impresiones y emociones que Teodoro González de León deseó compartir.

Se trata dijo, de un ejercicio, de un testimonio de su ingenio y sensibilidad, de talento y dotes creativas.

Señaló que es una pieza con motivo de los 90 años del arquitecto, y recordó que cuando “fuimos a verlo, platicamos de varios proyectos y que más allá de la arquitectura y otros trabajos, le propusimos elaborara una pieza en la que mostrara su lado plástico.

“Me respondió: déjeme pensarlo. Y a los dos días me llamó muy entusiasmado y me dijo, ‘Maraki me has puesto realmente a pensar y estoy entusiasmado y hare una obra escultórica para que sea expuesta en el Museo Tamayo’”, dijo la titular del INBA, quien reveló que desde ese instante el artista comenzó a trabajar en su próxima creación.

“Nos decía que haría una escultura transitable y disfrutable, que el público la sienta; y no me imaginaba, todo lo vimos en bocetos, en trazos; él parecía un niño chiquito entusiasmado con un nuevo juguete”, refirió.

El proyecto escultórico consiste en un cubo de grandes dimensiones (6x6x6 metros) fabricado en madera de pino y tubos de acero, conformado por seis triángulos egipcios.

Los dos grupos de tres triángulos se unen entre sí a través de 12 tubos de acero, apoyados en seis nodos de la hipotenusa, que dan forma a un paraboloide hiperbólico, el cual otorga la sensación de un túnel, el que podrá ser recorrido por el público.

Todo un reto

Según el INBA, la proyección, el diseño y la construcción de la pieza resultó un reto desde el punto de vista arquitectónico y de ingeniería, con el fin de lograr la estabilidad de las armaduras en posición angulada y que pudieran unirse entre sí.

La experiencia y los conocimientos de Teodoro González de León le permitieron explorar formas nuevas que facilitaron de manera lúdica materializar el proyecto.

Para el secretario de Cultura capitalino, Eduardo Vázquez Martín, el cubo está llamado a ser un icono de la ciudad y agregó que tendrá una vida de peregrinaje, pues de este museo (Tamayo Arte Contemporáneo) “se trasladará al de la Ciudad de México y estamos trabajando para que encuentre una casa o recinto en la ciudad, de manera que los habitantes la reconozcan y forme parte de ese universo Teodoro González de León”.

La obra estará expuesta hasta el próximo 30 de octubre y estará acompañada por una serie de actividades: visitas guiadas, recorridos por edificios del arquitecto homenajeado y talleres para todo el público.

Entre los trabajos arquitectónicos de González de León que destacan el Museo Rufino Tamayo, El Colegio de México, la Universidad Pedagógica Nacional, Arcos Bosques Corporativo, Torre I “El Pantalón”, el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC) y la remodelación del Auditorio Nacional, entre otros.


CRÉDITOS:

EL INFORMADOR / JMMO
Hoy 00:24 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

Circula en librerías del país el libro 'Hilda Krüger'

Ponen a la venta una novela que detallas las andanzas de Krüger en una operación de espionaje durante la II Guerra Mundial. EL INFORMADOR / ARCHIVO

  • Relata uno de los episodios más extravagantes de mediados del siglo XX

La vida y obra de esa espía nazi en México es documentada por Juan Alberto Cedillo

CIUDAD DE MÉXICO (01/OCT/2016).- Hilda Krüger, atractiva y sofisticada actriz alemana, fue la protagonista uno de los episodios más extravagantes a mediados del siglo XX. Admirada por Joseph Goebbels, el omnipotente ministro de Propaganda de Hitler, partió a Estados Unidos, primero, con la aparente intención de seguir su carrera en Hollywood.

Pero poco tiempo después se dirigió a México, dejando atrás intensas relaciones con el magnate J. Paul Getty y Gert von Gontard, heredero del emporio cervecero Anheuser-Busch. Ahora, la vida y obra de esa espía nazi está en México a través de la novela de espías "Hilda Krüger", que sorprende por un rasgo esencial: todo lo que narra, ocurrió.

Se trata de la más reciente entrega editorial de Juan Alberto Cedillo, autor de "Los nazis en México". Con estricto apego a la realidad histórica, señala que en la capital mexicana esa espía habría de ganarse los favores de connotados políticos, principalmente Miguel Alemán, secretario de Gobernación del entonces presidente Manuel Ávila Camacho.

Alemán era el previsible candidato a la presidencia. Pocos conocían el velado objetivo de la hermosa rubia, que era obtener información clave para el régimen nazi, destaca el libro que continúa la lista de obras notables en el panorama de la investigación histórica, como "Los nazis en México" o "La Cosa Nostra en México", llevada a la televisión por History Channel.

Cedillo novela con minucioso detalle las andanzas de Krüger en una compleja operación de espionaje durante la II Guerra Mundial, que incluía redes de comunicación por todo el continente y vínculos con ciudadanos de origen alemán radicados en México, para llevar a cabo atentados y sabotajes y procurarle al Reich secretos industriales y materias primas bélicas, además de proyectos para incursionar en Estados Unidos y cambiar la historia.

El autor nació en la Ciudad de México, estudió Historia en la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) y es colaborador de la agencia de noticias EFE y corresponsal del semanario Proceso. A la fecha, ha publicado diversos artículos en Expansión y El Universal y es autor de "Los nazis en México" (Primer Premio Debate de Libro Reportaje 2007).


CRÉDITOS:

NTX / OJFL
Hoy 12:32 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

La UNAM crea libros científicos para niños indígenas y migrantes

  • ''Cuadernos de Ciencias Tecnologías y Narrativas de las Culturas Indígenas y Migrantes'' es el título que lleva el material didáctico

Se pretende que los pequeños tengan otra forma de pensar que los invite al conocimiento científico a partir de textos bilingües

CIUDAD DE MÉXICO (01/OCT/2016).- Los colores y las sombras, las fases de la Luna o el sistema planetario son temas que sirven de hilo conductor para enseñar, mediante libros ilustrados y bilingües, ciencias a los niños en comunidades indígenas y migrantes.

Leticia Gallegos Cázares, investigadora del Centro de Ciencias Aplicadas y Desarrollo Tecnológico (CCADET) de la UNAM, dijo que esta iniciativa se lleva a cabo en coordinación con la Dirección General de Educación Indígena (DGEI) de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

En un comunicado detalló que la serie titulada "Cuadernos de Ciencias Tecnologías y Narrativas de las Culturas Indígenas y Migrantes " son publicaciones que funcionan como material adicional (no obligatorio) en las escuelas indígenas del país y entre los grupos de migrantes. Está compuesto por cuatro volúmenes para escuelas multigrado. Así, el texto inicial sirve para primero y segundo años de primaria, otro para tercero y cuarto, y el último para quinto y sexto.

"Buscamos construir líneas de pensamiento, abordar un tema que viene en el currículum de la SEP y seguir una trayectoria para profundizar de un tema a otro. Parcialmente son temas obligatorios, pero los abordamos a partir de lo perceptual y buscamos que los niños desarrollen el conocimiento abstracto".

La maestra en enseñanza superior y doctora en pedagogía, coordina este esfuerzo en donde se pretende que los pequeños tengan otra forma de pensar que los invite al conocimiento científico a partir de textos bilingües (en español y lenguas indígenas como náhuatl, zapoteco y otras que se hablan en el país).

El símbolo de los cuadernos es un mexicanísimo chapulín, que sólo cambia de color en cada libro. "Es el chapulín que salta de un conocimiento a otro, por eso fue seleccionado", indicó la universitaria.

Con textos, dibujos, animaciones de computadora, ejercicios y zonas con espacios para que los infantes respondan y ensayen lo que van aprendiendo, los cuadernos son un esfuerzo exitoso de enseñanza de las ciencias, que se integran a las narrativas locales.

"Los niños pueden practicar lo que aprenden, pero también identificarse con las historias que conocen, de su propia comunidad y en su lengua", resaltó Gallegos, mientras hojeaba un libro que se abre por las dos tapas: como texto de conocimientos científicos y como memoria de la narrativa local.

Con un ensayo piloto en la sierra norte de Puebla, en la comunidad de Cuautempan, en el municipio de Tetela de Ocampo, gracias a la edición y distribución de la SEP los cuadernos se entregan en 25 escuelas de la región, pero la misma Secretaría se ha encargado posteriormente de repartirlos en escuelas indígenas de todo el país, así como en las comunidades de migrantes.


CRÉDITOS:

NTX / FMCV
Hoy 13:10 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

:: Multimedia

Fotogalerías
IzquierdaDerecha
Así luce el Centro Cultural de 'La Consti'

Así luce el Centro Cultural de 'La Consti'

Dan último adiós a Teodoro González de León

Dan último adiós a Teodoro González de León

Ciudad española se pinta de negro

Ciudad española se pinta de negro

Guerra de tomates invade localidad española

Guerra de tomates invade localidad española

Jalisco rompe récord Guinness con mosaico de sombreros

Jalisco rompe récord Guinness con mosaico de sombreros

Escribanos se aferran al oficio en México

Escribanos se aferran al oficio en México

Huamantla despliega sus alfombras multicolores

Huamantla despliega sus alfombras multicolores

El 'cupping' que usa Phelps, una antigua práctica

El 'cupping' que usa Phelps, una antigua práctica

Desafían límites con paracharrería

Desafían límites con paracharrería

Revive la 'Pottermanía' con estreno de nueva obra

Revive la 'Pottermanía' con estreno de nueva obra

Guillermo del Toro lleva sus monstruos a Los Angeles

Guillermo del Toro lleva sus monstruos a Los Angeles

Descubren complejo sistema de canales en Palenque

Descubren complejo sistema de canales en Palenque

El Degollado alberga final de Operalia 2016

El Degollado alberga final de Operalia 2016

Danzan en Teotihuacán por récord Guinness

Danzan en Teotihuacán por récord Guinness

Construyen castillos de arena en la frontera México-EU

Construyen castillos de arena en la frontera México-EU

Dan últimas pinceladas a gigantesco mural para Río 2016

Dan últimas pinceladas a gigantesco mural para Río 2016

Reviven juego ancestral maya en El Salvador

Reviven juego ancestral maya en El Salvador

Recrean la Capilla Sixtina a tamaño real en Ciudad de México

Recrean la Capilla Sixtina a tamaño real en Ciudad de México

La ciudad de Sidney se llena de luces

La ciudad de Sidney se llena de luces

Bienal de Venecia mira a arquitectura 'que mejora calidad de vida'

Bienal de Venecia mira a arquitectura 'que mejora calidad de vida'

Síguenos en redes sociales

  • La última escultura de Teodoro González
  • Circula en librerías del país el libro 'Hilda Krüger'
  • La UNAM crea libros científicos para niños indígenas y migrantes