Guadalajara, Jalisco

Jueves, 17 de Agosto de 2017

Actualizado: Hoy 02:38 hrs

20°

Síguenos:

La huella del porfiriato en la arquitectura

La época de mayor esplendor de construcciones influenciadas por corrientes europeas fue de 1895 a 1905

Un estilo ecléctico, destaca en la arquitectura del porfiriato. J.LÓPEZ

  • Entre el romanticismo y el modernismo

La época de mayor esplendor de construcciones influenciadas por corrientes europeas fue de 1895 a 1905

GUADALAJARA, JALISCO (12/SEP/2010).-La arquitectura en México reflejó durante el periodo porfirista (1876-1911) un estilo ecléctico, la permanencia de esquemas y gustos académicos provenientes de escuelas de bellas artes de Europa, influenciadas principalmente por el romanticismo y el modernismo.

Dichos esquemas influyeron durante el neoclásico la necesidad y el deseo de buena parte de la sociedad por el revival, y al mismo tiempo su interés por integrarse a la modernidad del art nouveau, junto con el deseo nacionalista basado en la interpretación y el renacimiento prehispánico. Lo anterior retrata claramente el desarrollo y evolución de una sociedad que con gusto se sometía a la dictadura de Díaz a cambio del progreso.

“El porfiriato abarcó tres décadas de modernización en México. También en este periodo proliferó el arte y la cultura. La arquitectura no fue la excepción, porque hubo gran influencia europea en México que afectó a las edificaciones de esta época, lo que se refleja en distintos estilos, como el noveau, el barroco o el neoclásico, que le daban cierta originalidad que se distinguía del estilo tradicionalista del país”, explica Juan López García, investigador del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD) de la Universidad de Guadalajara (UdeG).

Dos de los arquitectos a los que Porfirio Díaz confió algunas obras en la Ciudad de México fueron Émile Benard, quien construyó el Palacio Legislativo y el Monumento a la Revolución; y Silvio Contri, autor del Senado de la República y del Museo Nacional.

“Esto demuestra que todo marchaba bien para la clase pudiente, porque el resto del país estaba en crisis, había revueltas, se respiraba inconformidad en el aire y el campo estaba muerto. Mientras que la burguesía se regocijaba en estas construcciones que pretendían pintar a un México moderno, el país vivía profundas desigualdades”, afirma el académico universitario.

Diez años de esplendor

Entre 1895 y 1905 la actividad constructiva se acrecentó haciendo evidentes los profundos y favorables cambios que se producían en el hábitat de la burguesía mexicana, así como los edificios institucionales y privados, en contraste con el empeoramiento de las viviendas de las clases bajas. “Si bien el régimen porfirista intentó dar un gran esplendor a la capital del país con infraestructura necesaria para la gran urbe, en los barrios bajos y zonas viejas del Centro de la ciudad proliferaba el hacinamiento, la miseria y la insalubridad de las viviendas”, agrega García López.

Las mansiones señoriales y nobiliarias de la época virreinal habían perdido para mucha gente el valor que había dado fama a la capital un siglo atrás. “Las calificaban de severas y tristes, por lo que las familias que habitaban estas fincas se desplazaron hacia las nuevas colonias que ofrecían la posibilidad de una vida más moderna”.

En ese periodo, la aristocracia y el Gobierno encabezado por Porfirio Díaz emprendieron la edificación de grandes y monumentales construcciones: refinadas residencias, villas y chalets, lujosas tiendas, cafés, restaurantes y teatros, e imponentes almacenes y bancos.

El inminente ingreso de extranjeros al país debido a las concesiones otorgadas a empresas de otros países, trajo como consecuencia inmediata la construcción de gran número de viviendas para albergarlos. A los nuevos barrios se les llamó “colonias”, porque en ellas vivían tanto la alta burguesía mexicana, como algunos ingleses, franceses, italianos y norteamericanos.

En Guadalajara, muchas colonias como Lafayette, Americana, Moderna y Arcos Vallarta, “poseían amplias avenidas y banquetas arboladas que permitían pasear a la sombra y admirar, al mismo tiempo, hermosos jardines y residencias de diversos estilos que comenzaban a dar a la ciudad un carácter de modernidad y que la colocaba a la altura de algunas ciudades europeas”, señala el investigador de la UdeG.

Fueron varias las razones que determinaron la creación arquitectónica de este periodo: la influencia de los nuevos estilos que imperaban en Europa a principios del siglo y que en México fueron interpretados como símbolo de status, distinción y modernidad; el cambio en la economía del país y la aparente estabilidad política y social, así como la introducción de nuevas y revolucionarias técnicas de construcción.

La influencia europea en Guadalajara

Algunos edificios que se construyeron en la capital jalisciense durante el porfiriato y que toman en cuenta la influencia europea del momento son: El Templo Expiatorio, El Quiosco Plaza de Armas y El Monumento a la Independencia.

Templo Expiatorio

La construcción del Expiatorio dio inicio debido a un comisión devota al Santísimo Sacramento que mandó construir un templo hecho por el arquitecto italiano que había traído Porfirio Díaz para que construyera el Palacio de Bellas Artes, Adamo Boari.

La primera piedra se colocó el 15 de agosto de 1897 y para el año de 1911 se había terminado la estructura principal y las columnas interiores. Sin embargo, debido a la Revolución Mexicana se interrumpió la construcción. En 1924 encargaron a Luis Ugarte que terminara el edificio, y posteriormente Ignacio Díaz Morales tuvo la oportunidad de continuar la edificación hasta su conclusión en 1972.

El Expiatorio está conformado en casi su totalidad de piedra tallada, con un estilo similar al de la Edad Media. Todo el estilo arquitectónico es neogótico y los aspectos más admirables son los vitrales hechos por Jaques y Gerard Degusseau, y el reloj de cuatro caras traído de Alemania.
Ubicación: Avenida Enrique Díaz de León y López Cotilla. Zona Centro.

Quiosco de la Plaza de Armas

El quiosco de la Plaza de Armas se trajo de Francia para conmemorar el Centenario de la Independencia de México. El estilo que conserva es art nouveau muy representativo de la época. En las columnas que lo sostienen se representa a las musas tocando un instrumento diferente, el techo está hecho de diversas maderas finas, las cuales le dan una peculiar resonancia y acústica. En las esquinas de la plaza se encuentran 4 esculturas grecolatinas que representan las estaciones del año.

Ubicación: Calle Corona, entre Morelos y Pedro Moreno. Centro Histórico.

Monumento a la Independencia

Por mandato de Porfirio Díaz y con la misión de conmemorar el Centenario de la Independencia, se construyó el Monumento a la Independencia. La obra estuvo a cargo de Alberto Robles Gil y de Eulalio González del Campo.

La estructura tiene bastante semejanza al Ángel de la Independencia de la Ciudad de Méixco, ya que contiene el mismo mensaje. En la cima de la columna también se representa la victoria alada y conserva los elementos de la representación de la historia, con Hidalgo a la izquierda y la Patria, a su derecha. En la parte trasera de la escultura resalta un león con un águila sobre su cabeza sujetando una cadena rota que simboliza la abolición de la esclavitud.

Ubicación: Calzada Independencia y Avenida LaPaz. Zona Centro.

CRÉDITOS: EL INFORMADOR / AOC Sep-12 02:17 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

Con pintura, el ITESO celebra su aniversario 60

  • Arte. Pintura religiosa

Presentan la exposición 'Miguel Cabrera y los jesuitas en la construcción de la cultura mexicana'

GUADALAJARA, JALISCO (17/AGO/2017).- El Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Occidente (ITESO), festeja su 60 aniversario este año, por lo que comenzaron las celebraciones con actividades académicas, culturales y artísticas. Entre ellas, destaca la exposición “Miguel Cabrera y los jesuitas en la construcción de la cultura mexicana” en la Casa ITESO Clavigero.

La inauguración se lleva a cabo hoy 17 de agosto a las 20:00 horas, con una conferencia impartida por la Mtra. Verónica Zaragoza, investigadora del Museo Nacional del Virreinato, y el Dr. Alfonso Alfaro, director del Instituto de Investigaciones de Artes de México y académico del departamento de filosofía y humanidades de dicha universidad.

La exposición reúne 31 piezas de la autoría de Cabrera junto con otros pintores novohispanos, igualmente incluye libros y tratados de la época. Todas ellas divididas en cinco temáticas: Pintura novohispana del siglo XVIII, la provincia mexicana de la Compañía de Jesús, la Virgen de Guadalupe, Devociones jesuíticas, y Tepozotlán.

Miguel Mateo Maldonado y Cabrera es el pintor mexicano más conocido del periodo novohispano. Mantuvo una relación fructífera con la Compañía de Jesús, al grado que con ellos crea retablos, obra mural, pinturas de pequeño, mediano y gran formato. Cabrera coopera con la Compañía de Jesús para crear imágenes de santos y devociones que se difundían bastante en aquella época, así, plasma plásticamente las intenciones de los jesuitas.

Un artista con obra diversa

Su producción pictórica es abundante, sin embargo, con la expulsión de la Compañía de Jesús en 1767, se pierden varias de sus obras. La exposición rescata las obras producidas con los jesuitas, la especialista en el arte de la Compañía de Jesús, Verónica Zaragoza, concluye al respecto:

“Muchas veces se reconoce la obra de Miguel Cabrera, pero no para quién o qué la realizó, que éste es el fin de esta exposición, que se enfoca claramente en la relación del pintor con la Compañía de Jesús. Tuvieron una relación cercana y ambas se entendieron perfectamente, pero también sin el apoyo y patronato de la Compañía, definitivamente Cabrera no hubiera llegado tan lejos. Fue fundamental para llegar a más ámbitos. La Compañía de Jesús ve en él al autor idóneo para mostrar la espiritualidad que ellos manejan en el siglo XVIII”.

SABER MÁS

La Compañía de Jesús y Miguel Cabrera colaboraron para pedir el nombramiento de la Virgen de Guadalupe como patrona, ante el papa Benedicto XIV; Cabrera la pinta para la presentación ante el Vaticano.


CRÉDITOS: EL INFORMADOR / JMMO Hoy 00:15 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

Salón de Octubre se blinda en su convocatoria

El certamen de plástica de Jalisco pone candados para evitar acusaciones de plagio como en ediciones pasadas

Cultura. Alejandra Tamayo, Joao Rodríguez y Martha Venegas, aurtoridades del concurso de pintura.

  • Pintura. La premiación será el 13 de octubre

El certamen de plástica de Jalisco pone candados para evitar acusaciones de plagio como en ediciones pasadas

GUADALAJARA, JALISCO (17/AGO/2017).- Para el certamen de pintura Salón de Octubre la originalidad de las obras participantes está a criterio de los artistas que aspiran a ganar una de las dos categorías que este año nuevamente abren sus puertas para reconocer al talento plástico en las ramas de Jóvenes Creadores y Creador con Trayectoria, convocatoria que tendrá como fecha límite de recepción el 15 de septiembre.

Joao Rodríguez Murillo, director de Museos y Exhibiciones de la Secretaría de Cultura Jalisco (SC), recalcó la responsabilidad que los artistas plásticos tienen al ofrecer pinturas auténticas que se alejen por completo del plagio, tema que hace dos ediciones, en 2015, puso en apuros al certamen cuando la pieza “Tus actos gritan más fuerte que tu voz” de la autora Susana Paulina Casillas, que tuvo que ser retirada de la exhibición en el Ex Convento del Carmen, cuando se determinó -días después de la premiación- que la obra no cumplía con los criterios de evaluación en la autoría intelectual.

Además de detallar los requisitos que este año Salón de Octubre tendrá para recopilar las obras de los artistas aspirantes, Joao Rodríguez destacó que se han fortalecido los filtros para evitar que situaciones similares se presenten, por lo que las piezas concursantes son analizadas en una plataforma digital que –al menos por ese medio- busca similitudes con otros trabajos plásticos.

“El derecho autoral, la responsabilidad creativa y de asumir como propia una obra es del artista. Desde el año pasado, teniendo ya la imagen, se hacía una búsqueda de similares que arrojaba si existía algo parecido que estuviera en ese momento en la red”, explicó Rodríguez Murillo al destacar la labor que el jurado hace para evaluar también aspectos como la forma teórica, técnica, de impacto, propuesta artística y conceptual.

Extienden plástica en las Fiestas

Martha Venegas, directora del Patronato de Fiestas de Octubre, reveló que esta será la primera edición de la feria tapatía en realizar actividades relacionadas a la plástica, pues al menos tres muros del recinto serán intervenidos por una docena de pintores –en colaboración con el Centro Estatal para la Cultura y las Artes (CECA)- para que los asistentes durante su estadía sean testigos de las maniobras que los artistas harán en una de las paredes del palenque, la Canica Azul, la nueva zona gastronómica y algunos pilares del Auditorio Benito Juárez.

Venegas añadió que con los ganadores del Salón de Octubre se buscará que también expongan sus obras en la feria tapatía y buscar la manera que su exhibición sea itinerante para llevarla a otros puntos de la ciudad, incluso, fuera de México, con el apoyo de Fiestas de Octubre.

“Tenemos la intención de que el ganador no solamente quedé con un buen recuerdo y reconocimiento, sino que pueda trascender a otros lugares, que lo podamos a invitar a través de las relaciones instituciones que tenemos en otros país para que pueda llevar su obra. Son varios artistas, todos son de Jalisco estamos trabajando con la Secretaría de Cultura y el CECA”.

PARA SABER

El jurado de Salón de Octubre en su edición 2017 será revelado hasta el día de la premiación, el 13 de octubre a las 16:00 horas en el Ex Convento del Carmen. En 2016 estuvo integrado por José Fors, Pedro Escapa y José Luis Malo, resultando ganadores el pintor Erick Fernández Gracida en la categoría “Jóvenes Creadores” y Emanuel Huerta Casillas en “Creadores con Trayectoria”. Más información: http://salondeoctubre.com

SABER MÁS
Invitados

Los artistas invitados para esta edición son Spyker, Dang, Harton, Royal, Fraude, Aksom, Sinuhen Sempoalli y Angie Jaguara. 


CRÉDITOS: EL INFORMADOR / JMMO Hoy 00:14 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

Fadanelli en estado puro

  • El autor regresa al ensayo, un género conocido para él

El escritor presenta su nuevo libro: 'El billar de los suizos. Memorias atendidas', editado por el sello Cal y Arena

GUADALAJARA, JALISCO (17/AGO/2017).- Guillermo Fadanelli (Ciudad de México) a quien se deben los ensayos “En busca de un lugar habitable” (2006), “Elogio de la vagancia” (2008), “Insolencia. Literatura y mundo” (2012), y “El idealista y el perro” (2013), promueve su nuevo libro “El billar de los suizos. Memorias atendidas”.

“Lo poco que me es posible prometer aquí es que si mis crónicas se leen con buen ánimo y sin mala leche entonces el viaje será compartido y nadie se arrepentirá. ‘La gente no es mala si tiene espacio donde moverse’, se escucha decir a cierto personaje en ‘Hotel Savoy’, la novela de Joseph Roth”, señala Fadanelli.

Reflexivo e inteligente, el autor de esta nueva entrega agrega sin el temor a equivocarse: “Yo añadiría que el espacio en donde uno puede moverse se relaciona todavía más con la libertad, la curiosidad y la imaginación que con el espacio mismo, pues en el espacio lo extraño es mera continuación de lo conocido”.

De lo contrario, advierte en seguida el autor del libro de aforismos “Dios siempre se equivoca” (2004) y de la crónica “Plegarias de un inquilino” (2006), “lo más conveniente habría sido, en mi caso, realizar un viaje de 40 días alrededor de mi habitación y no exponer a los otros al mal rato de mi presencia y compañía”.

Fadanelli subraya que aunque en general fue un viajero solitario, no grato y modesto, llegó a urdir amistades que hicieron de su vagancia algo memorable o, al menos, un suceso digno de recuerdo. “Es posible que muchas de ellas no me guarden en su memoria, ya que ejercí con mucho cuidado la sana acción de pasar inadvertido”.

Eso, advierte enseguida, “hasta donde mi temperamento lo permitió, más a todas estas personas, intensas y ocasionales, dedico este libro de crónicas”. Narraciones con la misma calidad de sus cuentos “El día que la vea la voy a matar” (1992), “Terlenka” (1995), “Más alemán que Hitler” (2001) y “Compraré un rifle” (2003).

De Guillermo Fadanelli son también las novelas “La otra cara de Rock Hudson” (1997), “¿Te veré en el desayuno?” (1999), “Clarisa ya tiene un muerto” (2000), “Lodo” (2002), “Educar a los topos” (2006) “Malacara” (2007), “Hotel DF” (2010), “Mis mujeres muertas” (2012) y “El hombre nacido en Danzig” (2014), todas ellas de gran éxito.

• “Cien años de soledad. Edición 50 aniversario”
Editorial: Diana
Autor: Gabriel García Márquez
Mito por derecho propio, saludada por sus lectores como la obra en español más importante después de la Biblia, Cien años de soledad cuenta la saga de la familia Buendía y su maldición, que castiga el matrimonio entre parientes dándoles hijos con cola de cerdo. Como un río desbordante, a lo largo de un siglo se entretejerán sus destinos por medio de sucesos maravillosos en el fantástico pueblo de Macondo, en una narración que es la cumbre indiscutible del realismo mágico y la literatura del boom. Alegoría universal, es también una visión de Latinoamérica y una parábola sobre la historia humana.
 
• “El idealista y el perro”
Editorial: Almadía
Autor: Guillermo Fadanelli
Estos ensayos son divergentes en sus tramas reflexivas, sus intenciones, sus preocupaciones. Pero los une el espíritu crítico que es marca de la casa de Guillermo Fadanelli: filosófico y apesadumbrado, insurrecto y a ratos idealista, conciso en sus argumentos y directo en sus juicios. Este libro reúne una suerte de glosario comentado por el propio autor, un apéndice que explica los centros sobre los que gravita su escritura. Los ensayos nacen sin ruta, acaso con el norte de una pregunta, y visitan la biblioteca y la infancia para encontrar no una respuesta, sino aquello que no estaba previsto.


CRÉDITOS: EL INFORMADOR / JMMO Hoy 00:36 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

:: Multimedia

Fotogalerías
IzquierdaDerecha
Descubren en México nueva especie de perezoso gigante

Descubren en México nueva especie de perezoso gigante

'Sincretismo', de 5.2 MDP, nueva escultura de Guadalajara

'Sincretismo', de 5.2 MDP, nueva escultura de Guadalajara

Equinos 100, una estampida en el Cabañas

Equinos 100, una estampida en el Cabañas

Grafitis sustituyen la simbología pandillera en El Salvador

Grafitis sustituyen la simbología pandillera en El Salvador

'Pluma', la escultura inaugural del programa Arte Público

'Pluma', la escultura inaugural del programa Arte Público

De los huertos flotantes de Xochimilco a la alta cocina

De los huertos flotantes de Xochimilco a la alta cocina

Exhuman los restos de Salvador Dalí

Exhuman los restos de Salvador Dalí

La pareja momificada en Suiza y otros hallazgos en nevados

La pareja momificada en Suiza y otros hallazgos en nevados

Museo de México albergará esqueleto más antiguo de América

Museo de México albergará esqueleto más antiguo de América

Excavan historia de un millón de años en Atapuerca

Excavan historia de un millón de años en Atapuerca

Fijan récord mundial de más personas vestidas como Frida Kahlo

Fijan récord mundial de más personas vestidas como Frida Kahlo

Descubren el 'zócalo' original de la Ciudad de México

Descubren el 'zócalo' original de la Ciudad de México

Adiós al artista plástico José Luis Cuevas

Adiós al artista plástico José Luis Cuevas

Parque Agua Azul, afectado por grafiti

Parque Agua Azul, afectado por grafiti

Grafiteros vandalizan Teatro Degollado y Museo Regional

Grafiteros vandalizan Teatro Degollado y Museo Regional

Estado Islámico destruye patrimonio icónico de Mosul

Estado Islámico destruye patrimonio icónico de Mosul

Hallan colección de objetos nazis en Argentina

Hallan colección de objetos nazis en Argentina

Dan la bienvenida al solsticio de verano

Dan la bienvenida al solsticio de verano

Entregan Premio Jalisco 2017

Entregan Premio Jalisco 2017

El 'Partenón de los libros', obra monumental contra la censura

El 'Partenón de los libros', obra monumental contra la censura

Síguenos en redes sociales

  • Con pintura, el ITESO celebra su aniversario 60
  • Salón de Octubre se blinda en su convocatoria
  • Fadanelli en estado puro