Guadalajara, Jalisco

Domingo, 26 de Marzo de 2017

Actualizado: Hoy 20:51 hrs

22°

Síguenos:

Jorge Wilmot, artesano de pura cepa

Wilmot revolucionó hace más de medio siglo la alfarería y el diseño de la cerámica de alta temperatura. ESPECIAL

  • Muestra retrospectiva

El Museo de Arte Popular de la Ciudad de México rinde homenaje al reconocido ceramista asentado en Tonalá

TONALÁ, JALISCO.- A través de la creatividad y la generosidad, Jorge Wilmot revolucionó la alfarería en México. En reconocimiento al legado que ha dejado entre los artesanos, el Museo de Arte Popular (MAP) de la Ciudad de México inaugura este sábado la exposición Artes y oficios en la obra de Jorge Wilmot, con cerca de 400 piezas que muestran lo mejor de su trabajo.

Wilmot es uno de los artesanos más destacados de México. Es reconocido porque revolucionó desde hace más de 50 años la alfarería y el diseño de la cerámica de alta temperatura, además de que siempre se distinguió por ser un curioso investigador de las técnicas, las cuales después compartió con las comunidades de alfareros de Jalisco, principalmente de Tonalá, lugar en el que hasta la fecha sobrevive su escuela en diversos talleres.

El maestro ceramista Alberto Díaz de Cossío, amigo de Wilmot, lo describe como un creador tremendo y compañero muy generoso con la comunidad de alfareros. "Todos los ceramistas tenemos rachas buenas y malas. Jorge sí hizo mucho dinero, pero se lo gastó ayudando a los demás y luego con la casa-museo que creó en Tonalá y después cedió al municipio, y que ahora está casi abandonada".

Díaz de Cossío asegura que se debe tomar en cuenta que Jorge Wilmot llegó a revolucionar la cerámica de Tonalá, lugar que era considerado como "el ombligo del mundo" en esa disciplina durante el siglo XIX. Wilmot consiguió tal calidad y finura en sus diseños, que nadie ha logrado igualar su impresionante técnica.

Antecedentes


Jorge Wilmot trabajó en Monterrey, Nuevo León, en la industria cerámica, donde generó muchas propuestas y cambios a nivel industrial y comercial, "pero una vez que sus fórmulas estaban bien establecidas, lo hicieron a un lado y las empresas utilizaron sus técnicas", señala
Walther Boelsterly, director general del MAP.

Fue entonces cuando decidió trasladarse a Jalisco e instalarse en Tonalá. "Ahí comenzó a hacer mucha investigación sobre la cultura de occidente y, como siempre, compartió sus conocimientos con el resto de la gente. Eso llevó a que la industria alfarera y ceramista de Tonalá cambiara las técnicas, los diseños y los decorados de la alfarería, y empezó a generar un nuevo tipo de objetos, de fauna, de decoraciones de flora y fauna en las piezas. Por otro lado, propició que todo el mundo llegara a trabajar a su casa, porque tenía muchos hornos trabajando al mismo tiempo, los que ponía a disposición, al igual que el gas, sus engobes, sus conocimientos, sus técnicas y sus barros. Pero una vez que dominaron la técnica que él enseñó, otra vez lo hicieron a un lado", recuerda

Boelsterly.

Cuenta Alberto Díaz de Cossío que Wilmot se quejaba de que los artesanos populares querían agregarle detalles barrocos a las piezas que fabricaban. Él estaba por la austeridad y la pureza de formas, al estilo oriental.

No se consideraba a sí mismo como un innovador, más bien estaba interesado en unirse a la colectividad, apegado a los valores tradicionales. Nunca le interesó hacer cerámica de autor, creía que mientras más original fuera el lenguaje, poco comprensible sería el resultado de la obra.
Según el experto en arte Gutierre Aceves Piña, coordinador de la Casa ITESO Clavigero de Guadalajara, artistas que colaboraron con Jorge Wilmot, una vez que salieron de su taller, comenzaron a tomar su forma de trabajo, haciéndolo mucho más extenso y común. "Esto, aunado a que la personalidad de Jorge lo llevó a regalar sus moldes, permitió ver su labor por todo Tonalá".
Boelsterly resalta la importancia de reconocer el papel de

Wilmot como uno de los fundadores del Bazar del Sábado de la Ciudad de México, junto con Manuel Felguérez y otros artistas. Este espacio ofrece la venta de artículos decorativos de alta calidad elaborados en distintas regiones del país.

"Ya era hora de hacerle un gran homenaje a este maestro ceramista. Se le dio el Premio Nacional de Ciencias y Artes en 1995, pero por una situación fuera de control de todo el mundo, Jorge no tiene prácticamente de qué vivir, lo hace muy austeramente, y por lo menos en términos morales tendríamos que darle el apoyo para poder reconocerle todo lo que hizo por México, por la alfarería, por la cerámica", expresa Boelsterly.

Agrega que "hay muchos artistas que le deben mucho, pero no en términos de estilística, sino que simplemente él fue el que abrió las puertas de la cerámica de alta temperatura en México, junto con muchos otros, pero él es el gran investigador de la cerámica de alta temperatura, por lo tanto, artistas como Francisco Toledo, Juan Manuel de la Rosa, Graciela Díaz de León, Martín Coronel y otros que han trabajado ese tipo de cerámica, sí se deben a la técnica de Jorge Wilmot".
 
Exposición

Artes y oficios en la obra de Jorge Wilmot se ha reunido cerca de 400 piezas provenientes de colecciones particulares y de museos como el de la Cerámica de Tonalá y el Regional de Guadalajara. Entre las piezas, según el director del MAP, hay una que será una sorpresa incluso para el autor: una obra que hizo cuando tenía apenas ocho años de edad.
"Nos

interesa que el MAP sea el espacio donde se pueda dar a conocer todo lo que hizo en vidrio, pintura, joyería, cerámica de diferentes técnicas y que volvamos a reconocer que todo lo que se ha dado en este rubro es en gran medida por la gran mente, talento y generosidad de Jorge Wilmot", apunta Walther Boelsterly.

La exposición Artes y oficios en la obra de Jorge Wilmot permanecerá abierta al público hasta el 15 de noviembre de 2009 en el Museo de Arte Popular de la Ciudad de México.
 
Biografía


Jorge Wilmot nació en Monterrey en 1928 y en 1958 fundó su taller y una escuela de cerámica en Tonalá. Realizó estudios de cerámica en la Academia de San Juan y en el Instituto Franco-Italiano de París (1953) y trabajó en Suecia con el ceramista Limberg Koge Londgren, en tanto que en Basilea, Suiza, cursó estudios en la Escuela de Oficios (1953-1957).

Ha expuesto individual y colectivamente desde 1972 en México, Francia y Canadá, y entre los reconocimientos a su obra destacan el Galardón Presidencial del IV Premio Nacional de la Cerámica de Tlaquepaque (1982) y el Premio Nacional de Ciencias y Artes, categoría Artes y Tradiciones Populares (1995).

CRÉDITOS:

EL INFORMADOR / DJTG
Ago-15 02:20 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

El chile acompaña a México desde la época prehispánica

  • Hay referencias de una diosa cuya advocación era este fruto

Se ha utilizado como moneda de cambio, en rituales y parte de la herbolaria tradicional

CIUDAD DE MÉXICO (26/MAR/2017).- Desde la época prehispánica existe registro del uso del chile como moneda de cambio, en rituales y como un elemento importante en la herbolaria tradicional.

De esa manera el chile ha sido un silencioso protagonista de algunos de los pasajes más importantes de México, de acuerdo con la publicación Arqueología Mexicana.

También en los contenidos del Popol Vuh (libro del consejo) y en la Historia General de las Cosas de la Nueva España, de fray Bernardino de Sahagún.

Destacan que el chile formó parte de rituales y ofrendas que los indígenas hacían a los dioses y, de acuerdo con Sahagún, en la Fiesta de Huey Tozoztli se ofrecían diversos alimentos, entre ellos chiles, a la diosa de los mantenimientos, Chicomecóatl.

Entre los mexicas hay referencias de una diosa cuya advocación era este fruto.

De acuerdo con la arqueóloga Janet Long, la diosa prehispánica del chile, Tlatlauhqui Cihuatl Ichilzintli, o respetable señora del chilito rojo, era hermana de Tláloc, Dios del Agua, y de Chicomecóatl, deidad de los mantenimientos.

Bernardino Sahagún refiere que el nombre de la diosa prehispánica del chile se puede observar en una oración a Tláloc para pedir agua en tiempo de sequía.

El chile era uno de los productos que la triple alianza, encabezada por Tenochtitlan, exigía a sus tributarios y así las provincias debían entregar fardos de ese fruto.

Además existen referencias de que fue uno de los productos almacenados y repartidos por Moctezuma Ilhuicamina al pueblo de Tenochtitlán cuando fue golpeado por sequías y hambrunas.

En las ciudades de Tula y Texcoco también se recibían pagos en los que el chile era una especie de moneda de cambio y existen referencias de que este mismo uso se hacía en la época colonial.

Aunque en la actualidad predominantemente se le utiliza como un condimento, el chile posee beneficios nutricionales y en materia de herbolaria.

La capsaicina, principal componente del chile y responsable del sabor picante, es útil para la circulación sanguínea, aunado a que ayuda a prevenir la formación de coágulos y el endurecimiento de las arterias.

La publicación Arqueología Mexicana agrega que este fruto también es rico en vitamina A y C, aunado a que es útil en la prevención de problemas de la vista, mucosas, encías y dientes.

En la actualidad, indica, existen productos que alivian dolores musculares y que tienen como base el chile.


CRÉDITOS:

NTX / CJHV
Hoy 12:10 hrs

EL INFORMADOR valora la expresión libre de los usuarios en el sitio web y redes sociales del medio, pero aclara que la responsabilidad de los comentarios se atribuye a cada autor, al tiempo que exhorta a una comunicación respetuosa.

En caso de considerar que algún comentario no debería mostrarse por ofender a otras personas, instituciones, o ir contra la Ley, cualquier lector puede denunciarlo utilizando el botón de a la derecha de cada comentario.

PARA MOSTRAR LOS COMENTARIOS DE ESTA NOTA PULSA EN ESTE AVISO

:: Multimedia

Fotogalerías
IzquierdaDerecha
Inicia exhibición de autos de colección

Inicia exhibición de autos de colección

Figuras de comunistas atraen por su hiperrealismo

Figuras de comunistas atraen por su hiperrealismo

Las Fallas, un ardiente Patrimonio de la Humanidad

Las Fallas, un ardiente Patrimonio de la Humanidad

El fotógrafo de 'La niña del napalm' se retira

El fotógrafo de 'La niña del napalm' se retira

Hallan estatuas de faraones en barrio de El Cairo

Hallan estatuas de faraones en barrio de El Cairo

Banksy abre hotel frente a muro israelí en Cisjordania

Banksy abre hotel frente a muro israelí en Cisjordania

Río de Janeiro vibra en el carnaval

Río de Janeiro vibra en el carnaval

Las vistosas máscaras de San Martín Tilcajete

Las vistosas máscaras de San Martín Tilcajete

Tres españoles ganan el premio Pritzker

Tres españoles ganan el premio Pritzker

Sao Paulo vive su carnaval

Sao Paulo vive su carnaval

Venecia se viste de carnaval

Venecia se viste de carnaval

Muere Dick Bruna, creador de la conejita 'Miffy'

Muere Dick Bruna, creador de la conejita 'Miffy'

Los ganadores del World Press Photo 2017

Los ganadores del World Press Photo 2017

Esculturas de hielo atraen a millones a ciudad japonesa

Esculturas de hielo atraen a millones a ciudad japonesa

Zona Maco despliega su arte en México

Zona Maco despliega su arte en México

'Vikingos' toman isla escocesa

'Vikingos' toman isla escocesa

Jardín de Xilitla, salido de los sueños de Edward James

Jardín de Xilitla, salido de los sueños de Edward James

LA Art Show, una experiencia multisensorial

LA Art Show, una experiencia multisensorial

Restauran murales del Paraninfo de la UdeG

Restauran murales del Paraninfo de la UdeG

Reciben el 2017 lanzándose al agua helada

Reciben el 2017 lanzándose al agua helada

Síguenos en redes sociales

  • El chile acompaña a México desde la época prehispánica